RPNews

  • Objetivo principal: cambiar el Gobierno, redactar una nueva Constitución e implantar una democracia representativa real

Tiene aspecto de buena estudiante, desinhibida, simpática, sonriente, pero con esa madurez que sabe enfrentarse a las circunstancias. “Unas circunstancias nada favorables”, nos dice Gemma Lapedriza de forma amable, tranquila, con una seguridad que le da la compostura en su comportamiento. –“Es muy importante lo que estamos viviendo; al Gobierno lo tiene que derribar el pueblo, los partidos actuales no parecen dispuestos, por eso la sociedad tiene que unirse. Tenemos que unirnos. Se ha hecho completamente necesario”.

De la misma forma habla Pedro Altamirano. Se han conocido y han coincidido plenamente, como en un “flechazo” político, más ciudadano que político, por ahora, pero en busca de la solución que, en opinión de ambos dirigentes, necesita el Estado. Ella preside el “Movement per la Llibertat”, en Cataluña”. Él, la “Asamblea Nacional Andaluza”. Cataluña y Andalucía, juntas en un objetivo común: “-Cambiar las leyes, Que no haya nadie en las cárceles por sus ideas”. “Después de cuarenta años de represión, por las mayorías PP y PSOE, es hora de que esto cambie, de que tengamos democracia”. “Hay que terminar lo que quedó roto, incompleto, en 1978”

Movement per la Llibertat y Asamblea Nacional Andaluza, perseguían un mismo fin; ahora, juntos, lo siguen persiguiendo, pero con más fuerza al unir sus fuerzas, con mayor capacidad, con mayor empuje. –“La unidad de todos los pueblos es conveniente y es necesaria, porque unidos tenemos más fuerza, llegaremos antes. Se trata de una necesidad, un derecho que tenemos todos: el derecho de todos los pueblos a decidir por sí mismos. Porque es un objetivo común, se está produciendo la unidad”. Dice Altamirano, uno de los impulsores de este proyecto, ya hecho realidad, que espera la adhesión de organizaciones de todas las comunidades.

“Ya están discutiéndolo internamente Canarias y Galicia”, nos dice Gemma “y otros están también en conversaciones”. ¿Y si hubiera varias organizaciones dispuestas a participar con el mismo objetivo? –“No estamos cerrados, Les recibiremos con las manos abiertas”, “Llevamos ya más de cuarenta años con una democracia muy deficiente, cada vez más cercana a una dictadura. Por eso nace esta Coordinadora, porque el Estado necesita una reforma, una renovación, una nueva estructura realmente democrática. Y es la Sociedad Civil, el pueblo, las comunidades, quien tiene que hacerse oír. Y, ya lo estamos viendo: solamente tomando el poder podremos hacernos oír”. Recalca, seguro, el presidente de la A.N.A., aunque igual lo hubiera dicho Lapedriza; de hecho hablan de la misma forma, en el mismo tono. Con los mismos contenidos.

La Plataforma está recién creada y ya ha despertado interés por unirse a ella, en organizaciones de, al menos, seis comunidades, por el momento. En algunas de ellas hay sensibilidades matizadas, no se trata de una organización unitaria. Y eso es precisamente lo que les da valor. Todas tienen un objetivo común: democratizar el Estado. Permitir que las comunidades, los pueblos, puedan decidir por sí mismos. Y, si se llegara, llegar a la unidad, pero por voluntad propia, sin imposición política ni militar.

“La Constitución de 1978 respondió a unas condiciones difíciles; entonces hicieron lo que podían hacer. Pero ni el tiempo, ni aquellas condiciones, nos pueden convencer de que sea inamovible. A las carencias con que nació se han unido reformas e interpretaciones forzadas por los partidos mayoritarios, que cada vez la hacen menos democrática. Eso tiene que terminar”.

Redacción/RPNews

 

Comenta la noticia