RPNews

  • El director presentó su segundo largometraje en 5 Minutos de Cine junto a los actores Julián Villagrán y Ester Expósito

El director Gonzalo Bendala presentó ayer su segundo largometraje, Cuando los ángeles duermen, dentro del ciclo 5 Minutos de Cine que inauguró ayer su andadura en este 21 Festival de Málaga. Junto al director estuvieron presentes en el Auditorio del Rectorado de la Universidad de Málaga los actores Julián Villagrán y Ester Expósito y la productora Marta Velasco.

Bendala describió este proyecto, previsto para estrenarse en el último trimestre del año, como “una historia de suspense con bastante acción”. Se trata de la peripecia de un padre de familia que regresa a su hogar por el cumpleaños de su hija, pero se encuentra un imprevisto en el camino. Bendala destacó que se trata de una cinta “más oscura y más dramática” que su primer largometraje, Asesinos inocentes, que el director presentó en 2015 en el Festival de Málaga.

Tanto Villagrán como la debutante Ester Expósito coincidieron en destacar la dureza del rodaje, realizado casi en totalidad por la noche y con un nivel de intensidad física muy elevado, pero ambos se mostraron muy satisfechos con el resultado. “Desde el primer momento me enamoré del proyecto”, destacó Villagrán, que no dudó en calificar el rodaje como “el más difícil y duro” de su carrera. Fue precisamente esta intensidad la que atrajo a Expósito, que señaló que es “un proyecto que me ilusiona y una historia que me encanta”.

Velasco por su parte, destacó el protagonismo que toma el coche en que viaja el protagonista interpretado por Villagrán, convirtiéndose “en otro personaje más” de la película. Para la productora la cinta es “difícil por la temática, no deja indiferente y crea debate”. Bendala puso el acento en este sentido en los dilemas éticos que enfrentan los personajes a lo largo de la película. “Es una historia sencilla, pero con situaciones límite”.

Comenta la noticia